Crónica Edp Desafío Somiedo

El corredor bejarano se adjudica la quinta edición del ultra EDP Desafío Somiedo, bate su propio récord establecido en 2015, y acelera hacia Mont Blanc. Gemmás Arenas se impone en féminas, mientras que en la maratón la palentina Nuria Domínguez y el cántabro Iván Cuesta imponen su ley

0 265

Fuente: TrailCyl

Miguel Heras es el nuevo ‘oso’ de Somiedo. El corredor bejarano repitió triunfo en el EDP Desafio Somiedo, con rotundidad y un tiempo récord (ocho horas y treinta y cuatro minutos). El salmantino del equipo Salomon rebajo el récord de la prueba, establecido por él mismo en 2015, en ocho minutos.

Heras, al igual que la carrera, sumó una nueva baldosa amarilla -mejor huella- a su exitoso camino, y la cita se consolida como una de las mejores del panorama nacional gracias al apoyo de una comarca volcada con su desafío, con más de doscientos voluntarios y un ambiente festivo durante toda la carrera de 84 kilómetros y 9.500 metros de desnivel acumulado.

Al triunfo de Heras, se sumó el de manchega Gemma Arenas, quien cumplió con los pronósticos, y no tuvo rival en la modalidad de ultra distancia, liderando la prueba en solitario desde el inicio, con un tiempo en meta de once horas y cincuenta y cinco minutos.

La acompañaron en el cajón, Mónica Orviz, con un fantástico segundo puesto; así como Helena Rodríguez, con el bronce.

El podio de la categoría ultra en la modalidad masculina, lo completaron el alicantino Sebas Sánchez (Sport HG) y el portugués Jerome Rodrigues, del Team Prozis. Por su parte, el segoviano David López Castán fue cuarto. “He terminado por ellos”, reflejo el de La Granja en la meta, en relación a su mujer y su hijo, y después de “un gran sufrimiento” para completar la carrera.

Algo parecido le sucedió a Pablo Villa, quien después de estar segundo durante muchos kilómetros (hasta el 55 más o menos y tras superar el techo de la prueba en segundo lugar por detrás del intratable Heras), sufrió un bajón, que terminó con el leonés relegado del podio. “Lo fácil hubiese sido retirarme, pero Somiedo no lo merecía. Me he vaciado, ya no había más”, explicó emocionado el leonés en la línea de llegada de una cita que contó con el apoyo de EDP, Sport HG y Hoka One One.

 Los reyes del maratón

La prueba de la Pola de Somiedo, organizada por Aventuries Sports Events, también dispuso como es habitual de la modalidad de maratón, con 45 kilómetros y 5.000 metros de desnivel acumulado. En este recorrido, el cántabro Iván Cuesta se impuso, seguido del portugués Carlos Sa y del vallisoletano Curro González, una de las sorpresas de la cita asturiana

Por su parte, en la modalidad femenina, la palentina Nuria Domínguez fue la mejor con un ritmo regular, al que principio pudieron seguir la gallega Aroa Sío y la cántabra Anabel Merino, pero que finalmente terminó por lanzarla hacia el triunfo en Somiedo.

El segundo puesto fue para Sío, mientras que el podio lo completó, con una carrera de menos a más, Sonia Amat, alicantina afincada en Asturias.

“He puesto mi ritmo, siempre regulando e intentando ir más o menos cómoda.  El objetivo era disfrutar y estoy muy satisfecha”, reflejó Domínguez Azpeleta en la meta.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.