Un medio global especializado en Trail Running

El AlpFrontTrail llega a la meta del Paso Stelvio

Tras casi 860 kilómetros, los componentes del proyecto completaron el recorrido que les ha llevado desde Grado hasta los 2757 metros de altitud del Paso Stelvio

Pic: Wisthaler
0 253

Después de casi 860 kilómetros y 47.500 metros de desnivel, el AlpFrontTrail concluyó el martes a 2757 metros de altura. Un equipo internacional de diez corredores de pista había comenzado hace una semana en Grado y corrió a lo largo de la antigua línea del frente entre Italia y el Imperio Habsburgo en conmemoración de los 100 años de la anexión del Tirol del Sur por Italia.

El tramo final lo completaron Eva Sperger (Múnich), Laura Dahlmeier (Garmisch-Partenkirchen), Martina Valmassoi (Pieve di Cadore), Ina Forchthammer (St. Johann), Daniel Jung (Val Venosta), Hannes Perkmann (Val Sarentino), Marco De Gasperi (Bormio), Hannes Namberger (Ruhpolding), Jakob Hermann (Werfenweng) y Tom Wagner (Graz) sumando 66 kilómetros desde Passo del Tonale por Ponte di Legno y Bormio hasta Passo dello Stelvio. Al igual que el lunes, el equipo tuvo que cambiar ligeramente de ruta y correr a menor altitud, debido a la abundante nevada del domingo. «Por supuesto, es una pena que no pudiéramos correr la ruta original. Como resultado, no pudimos ver algunas de las posiciones a lo largo del frente de la montaña. Pero, por supuesto, la seguridad de los atletas es lo primero», apuntaba Freddy Mair

El martes, Ugo De Gasperi, padre del corredor Marco De Gasperi, inspiró al equipo con su conocimiento de la Primera Guerra Mundial en el área de Bormio. Presentó a los atletas de AlpFrontTrail cartuchos, un sable y muchos otros hallazgos que había recopilado en los últimos años.

Pic: Wisthaler

Todos los participantes y el equipo organizador recorrieron juntos los últimos tres kilómetros hasta Passo dello Stelvio. Al llegar a la cima se produjeron momentos de gran alegría por el exitoso final de la misión «AlpFrontTrail». Al mismo tiempo, sin embargo, también hubo cierta tristeza por tener que despedirse sabiendo que pocas horas después, los participantes se irían a casa. “Fue un momento fantástico. El grupo se integró extremadamente bien y en los últimos días, todos se hicieron amigos. Hemos podido experimentar muchas aventuras y estamos agradecidos de que todo haya ido tan bien «, resumieron los organizadores Philipp Reiter (Bad Reichenhall) y Harald Wisthaler (San Candido).

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.